UNICEF y el “phishing”

Unicef y el phishing

Unicef y el phishing

El otro día tocaron a la puerta. Se trataba de una chica con buena presencia que decía venir en nombre de Unicef.

En la mano portaba no más de 15 formularios que a priori parecían ser formularios de registro de nuevos asociados de Unicef.

La chica empezó a contarme las bondades de ser socio de Unicef, tanto a nivel de satisfacción personal como de mejoras fiscales.

La verdad es que llevo ya tiempo dándole vueltas al asunto de contribuir con alguna ONG, y cuando me decida, seguro que optaré por Unicef.  No es que Unicef sea mejor que otras, es que simplemente no me fío de ninguna otra. Son demasiadas las noticias sobre corrupción y malversación de fondos que han ocurrido con otras ONGs conocidas como para confiar mi pequeña contribución a manos desconocidas.

La cuestión es que el objetivo de la amable y educada chica era que me hiciera socio de Unicef donando una cuantía no inferior a 10€ mensuales. Agregó además que la subscripción no se haría efectiva hasta que no recibiera una llamada de la central de Unicef para comprobar datos.

Después de exponer su discurso me tocaba dar una respuesta. La respuesta fue: No, por ahora. Mis argumentos fueron que el día que lo decida entraría en la web de Unicef y lo haría a través de ella. La muchacha se indigno un poco. Volví a insistirle en que desconfío mucho del puerta a puerta y que agradecía su tiempo dedicado. Por supuesto, ella volvió a intentarlo una vez más. Con otro “muchas gracias por su tiempo” dió la batalla por perdida y se despidió cordialmente.

Justo después de cerrar la puerta, decidí entrar en la web de Unicef para comprobar si habia casos de estafa. En la página “Evite fraude” de su web encontré que efectivamente hay mucho phishing en la Red y también en el puerta a puerta.  Esto sólo sirvió para generarme más dudas. Según dicha página es obligatorio que los voluntarios/recaudadores vayan con el peto oficial de Unicef. Aquella muchacha no lo llevaba (¿quizás porque sino nadie le abre la puerta?).  Al final resulta que mi opinión sobre no aceptar nada que me vendan puerta-a-puerta se reafirmo.

Siempre me quedará la duda sobre la legitimidad de su propuesta.

En fin, a ver si me hago socio ya, ¡pero desde la web oficial!

Translate to:English
MenefanteMenéame TwitterTwitter

10 Responses to UNICEF y el “phishing”

  1. Javier Bares dice:

    Hay algo paradójico en todo esto de las ONGs, desde el punto de vista económico, el gobierno nos anima a hacer donativos solidarios, de hecho podemos desgravarnos entre un 30% y un 10% en la declaración de la renta si las entidades son declaradas de utilidad pública y pidiendo siempre un recibo o certificado.

    Sin embargo, el sentido moral de todo esto está en que cuando hacemos una contribución realmente nos gustaría manejar datos reales de lo que verdaderamente llega a su destino, en definitiva más transparencia. El hecho de rellenar un formulario y facilitar los datos de una cuenta bancaria es algo más serio de lo que parece y desgraciadamente no sólo las ONGs, sino un denso número de empresas utilizan esta técnica para la captación de abonados.

    Desde mi punto de vista, es bueno ayudar a gente desfavorecida, lo que no es correcto es que existan personas que tenga como profesión un cargo en una ONG, algo que debería de ser desinteresado.

    • Chema dice:

      Estoy de acuerdo contigo en que es necesario un mecanismo para ver la traza de ese dinero. En relación a eso se ha abierto un concurso, AbreDatos 2010, donde se anima a desarrollar proyectos TI que hagan uso de información pública. Sin duda, un buen proyecto sería un web donde poder ver la transparencia de las principales ONGs.
      Salu2!

  2. mon dice:

    Me acaba de pasar lo mismo que a ti. Ha llegado un muchacho bien vestido, se ha identificado con DNI y tarjeta y este si que llevaba peto UNICEF (de color azul, no como el de la página). Después de explicarme un poco su labor me enseña el formulario para captar mis datos personales incluido número de cuenta (al igual que a te ocurrió a ti, ha dejado a la vista otros que supuestamente ya habían rellenado otras personas) y le dije que de momento lo tenía que pensar y que si al final me decidia seguramente lo haria a través de internet. La situación ha sido calcada a la tuya, el chico ha pusto cara de “que pérdida de tiempo con este” y se ha despedido de buenas maneras.
    Creo que este no era un estafador y el fondo me apena un poco el chico porque su trabajo consiste en captar clientes y me imagino que la cosa hoy por hoy esta complicada, aunque al 100% no puede estar uno seguro de nada y menos con estas cosas, a mi me pasa igual, desconfió bastante del puerta a puerta, pero creo que hice lo correcto y quiero colaborar lo haré por internet en la cantidad que quiera y en el momento deseado.
    Saludos

  3. Fernando dice:

    Para el autor:
    Primero: Da igual el método, puerta a puerta o por la página, no te vas a hacer socio nunca, porque no te puedes pasar la vida entera pensándolo, si de verdad quisieras hacerlo, lo habrías hecho hace mucho tiempo.piensa cuantas veces has visto el anuncio en televisión y ahora piensa las veces que has cogido el teléfono para llamar.
    Segundo: Nadie quiere tu número de cuenta, si lo quisiera, lo cogería de cualquier carta del banco de tu buzón.
    Lo de llamada es lógico, para comprobar si la chica estuvo en tu casa o no, que seguramente llevaba una identificación encima.
    Y para terminar si tanta paranoia tienes, puedes llamar en el mismo momento a Unicef y preguntar si la chica trabaja para ellos.
    Un saludo y espero que realmente te apuntes algún día.

  4. oigres dice:

    a mi llego ayer un chico de unicef me dijo lo mismo q a vosotros y me apunte,por que la verdad q era muy buen chico,y me lo explico todo muy bien,la verdad q esta muy bien hecho ir puerta a puerta,apuntate a medicos del mundo y plan que tambien son muy buenas!!! yo soy socio y la verdad q tienen las cuentas muy claras

  5. Pablo Bazán. dice:

    Hola, me llamo Pablo y trabajo para Unicef captando socios. Sí, trabajo. Ahora os lo explico. Primero: estoy de acuerdo con Fernando, el número de cuenta lo puedo conseguir en cualquier recibo de luz, gas…y SOLO sirve para ingresar dinero. Si intentaran pasarte algún recibo extraño el banco te lo comunicaría y lo podrías rechazar.
    Segundo: aquí va también la explicación de que trabajo. Se hace puerta a puerta porque a las ONG, que deben publicitarse para que las conozcan y participen con ellas, les sale mucho más caro pagar un anuncio de televisión que durará unos segundos en los que no podrá decir todo lo que quisiera, y del que te olvidarás unos anuncios más tarde, que pagar a unos chicos para que vayan puerta a puerta y de una manera mucho más personal.
    Igualmente también comprendo vuestra desconfianza. Desgraciadamente siempre habrá aprovechados, pero es verdad que vamos acreditados y podéis llamar en el mismo momento que os pican a la puerta para verificar la autenticidad de quién os habla.
    Por otra parte, dudo mucho de que hubierais entrado en la web, igual que yo, si no os hubiera venido aquel chico o chica a casa.
    Saludos, juntos otro mundo es posible.

  6. Aaronpercy dice:

    Hola mi nombre es Aaron. Acabo de leer todos los comentarios, llevaba tiempo queriendo afiliarme a alguna agencia que ayude realmente allí en África, pero tenía mucha desconfianza, dudas de donde va a ir ese dinero, etc.. Hoy mismo me acaba de llamar a la puerta una chica que venía de unicef, siendo las fechas que son decidí hacer un aporte y quizás periódicamente más aportes, lo que más me mueve es lo horrible que es la situación para estos niños. Así que por una vez decidí “arriesgar” e inscribirme, ahora esperaré la llamada y prometo volver a escribir por aquí para informar si me han llamado o no. Una cosa es cierta..no he encontrado por la web ningún foro que apunte como estafa a jóvenes que vayan de parte de Unicef, que personas den la cuenta y al final les quiten más dinero o haya algún tipo de fraude, esto dice mucho y creo que deberíamos confiar en ellos y en Unicef. Un Saludo.

    • Chema dice:

      Muchas gracias Aaron por el aporte, esperamos noticias tuyas🙂

  7. kela colación dice:

    A mí me ha pasado exactamente lo mismo. Lo que me hace desconfiar es que no sólo piden el número de tarjeta de crédito, sino también los tres números secretos que vienen atrás de la tarjeta.

  8. Aldo dice:

    Pues yo les he dicho que si a unos chicos que estaban en el superama, ahora, la cuestión es que el primer mes en mi estado de cuenta vino reflejado específico “donación unicef”, pero este mes me ha venido como “domiciliización”, lo cual ya no me pareció, no se si es paranoia o si no tiene nada que ver, para mi es como si el banco estuviera haciendo esa donación y no yo, yo le estoy dando la donación a la unicef no al banco. ¿O no ?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: